Pon un fisio en tu vida: los beneficios de la fisioterapia en el adulto mayor

La fisioterapia es una de las principales soluciones tanto para jóvenes como para las personas mayores. Son muchos los beneficios de la fisioterapia ya que puede solucionar desde problemas musculares, hasta problemas neurológicos, o patologías respiratorias y cardiovasculares

Contenidos

Una de las cosas positivas de la fisioterapia en adultos mayores es que no solo sirve para curar un dolor, sino que también tiene función preventiva. Es decir, un buen tratamiento previo hará que tu día a día sea mejor y puedas evitar lesiones.

Elegir un fisioterapeuta puede ser la solución a muchas molestias y dolores que, de una forma u otra, con farmacéuticos no se van. Por ello, vamos a explicar los beneficios de la fisioterapia en los adultos mayores.

4 grandes beneficios de la fisioterapia en el adulto :  

#1  La fisioterapia en mayores ayuda de forma general a diversas partes del cuerpo: 

En la actualidad son muchas las personas que piensan que se debe acudir a los fisioterapeutas en caso de un dolor o molestia, pero se debe ser consciente de que tiene muchos beneficios más. Cuando nos ponemos en manos de los profesionales, además de curar, podemos prevenir.

En los ancianos, la fisioterapia sumada a un buen ejercicio físico es fundamental para conservar un buen estado de salud. En esta etapa encontramos limitaciones de tipo motor, funcional y cognitivo y, estos procesos, ayudan a paliar con los dolores y, sobre todo, a ralentizar los dolores y mejorar la calidad de vida: 

  • Reduce la tensión muscular
  • Aumenta la función 
  • Reduce los dolores de espalda 
  • Mejora las articulaciones del cuerpo 
  • Aumenta la circulación

Tenemos que ser conscientes de que la fisioterapia funciona como tres pilares en la tercera edad. Como forma preventiva: si logramos una buena amplitud articular, fuerza y un buen equilibrio podremos conseguir evitar accidentes. Con la fisioterapia también podremos diagnosticar y es que, con ella, podremos ver y valorar una lesión o un dolor.  Y, como no, la fisioterapia también es rehabilitación y es que en ella se tratan las lesiones de diversos grados.

#2  La fisioterapia ayuda a prevenir enfermedades 

Como hemos mencionado, la fisioterapia en personas mayores tiene una función preventiva y, también,  se convierte en una herramienta para la salud de este grupo de edad. Son muchas las cosas positivas que deja la fisioterapia en los adultos mayores previniendo incluso enfermedades:

  • Aumenta el sistema inmune: El sistema inmunológico es uno de los grandes beneficiados con el deporte y, por ende, con la fisioterapia. Estos contribuyen a construir defensas en nuestro organismo invasores así como la protección a ciertas exposiciones.
  • Derrame cerebrovascular: La fisioterapia puede tener un gran papel a la hora de prevenir accidentes cerebrovasculares. Los ejercicios pueden ayudar con modificaciones en el estilo de vida para evitar un accidente cerebrovascular.
  • Reducir la probabilidad de osteoporosis: La osteoporosis es una de las enfermedades que, con el paso de los años, tememos más. Es por ello que la fisioterapia ayuda en la gestión del dolor, mejora la postura y el equilibrio, y fortalece los músculos y los huesos.

#3  Aumenta la felicidad en la tercera edad  

El deporte tiene muchos beneficios durante todas las etapas de la vida, pero más aún en las personas mayores. La posibilidad de hacer deporte en buenas condiciones aumenta todo y, es por ello que la fisioterapia ayuda y mucho. 

Unos buenos ejercicios en las personas de la tercera edad, tiene muchos beneficios:

  • Mejora en la calidad del sueño
  • Reduce del estrés 
  • Incrementa los niveles de dopamina 
  • Mejora la memoria

Cuando se llega a esa edad, la oferta deportiva se basa básicamente en la natación, la gimnasia de mantenimiento, el aeróbic y salir a caminar.  En definitiva, la práctica deportiva no sólo mejora los dolores y, también, mantiene la capacidad funcional de la persona y estimula los aspectos psicológicos, emocionales y sociales.

#4  Mejora la movilidad y equilibrio

Una de las claves más importantes de la fisioterapia es la mejora de la movilidad y el equilibrio y es que, en este caso, es muy importante en el día a día de las personas mayores. Una buena movilidad y un buen equilibrio puede ayudar en muchos aspectos a las personas de edad avanzada ya que, básicamente, ayuda a prevenir caídas. 

También, tras una lesión importante o una cirugía, es complicado que las personas mayores puedan volver a cómo estaban antes de la lesión. El simple hecho de sentarse, levantarse o equilibrar el cuerpo puede ser muy complicado. 

Por todo ello, la fisioterapeuta puede restaurar la movilidad y mejorar la coordinación y el equilibrio. En busca de mejorar la musculatura, es importante hacer ejercicios en los tobillos, las rodillas y las caderas, así también como la zona del core. 

Fisioterapia vs productos farmacéuticos 

La fisioterapia tiene muchos beneficios, pero los productos farmacéuticos también. Aún así, cada día más, encontramos muchos más detractores de ingerir productos fármacos por sus posibles consecuencias o, básicamente, porque prefieren tratamientos naturales. 

Debemos ser conscientes de que los fármacos han hecho que la calidad de vida mejore mucho y, sobre todo, que los dolores han disminuido. Es verdad que son muchas las personas que han abusado de los antiinflamatorios cosa que no es recomendable para el cuerpo.

La fisioterapia se puede usar a modo de prevención pero, sobre todo, de rehabilitación. Con una buena prevención y una buena rehabilitación la necesidad de tomar medicamentos disminuye y te permitirá dejar de lado los productos fármacos.

Aún así, cada caso es un mundo y es por ello que siempre es recomendable seguir las recomendaciones sanitarias para poder llevar una buena salud. Aún así, en caso de no querer abusar de los antiinflamatorios, una buena fisioterapia te ayudará y mucho a paliar con los dolores y conseguir una buena recuperación.

¿Cómo contratar un servicio de fisioterapia para adultos mayores?

Para contratar este tipo de servicios debemos tener claro una serie de aspectos como las necesidades de la persona mayor o las facilidades que tiene el paciente de llegar al centro o si es necesario que sea el fisioterapeuta el que acuda a su casa.

Son muchos los centros que ofrecen ambas opciones para que el cuidado de las personas mayores sea el mejor. Además deberemos ser claros con el centro de qué es lo que se necesita y cuál es el mejor tratamiento para la persona.

Algunas preguntas frecuentes sobre la fisioterapia en adultos mayores

¿Cuántas sesiones de fisioterapia se recomiendan  por semana?

Encontramos diferentes recomendaciones, básicamente, en función de las necesidades de cada persona. En el caso de las personas mayores, una vez por semana sería lo ideal, sumado a diferentes ejercicios que la persona deberá realizar por su cuenta.

¿Cuánto debe durar una sesión de fisioterapia?

Las sesiones de fisioterapia suelen durar entre 45 minutos y una hora. En ella se realizan diferentes ejercicios para alcanzar el resultado de la visita.

¿Qué tipos de tratamiento de fisioterapia existen?

Existen hasta cinco tipos de fisioterapia que se ajustan a tus necesidades. La fisioterapia ortopédica, o traumatológica, la deportiva, la geriátrica y la neurológica. Todas ellas tienen unas funciones determinadas que, seguro, se adaptarán a tus dolencias o prevenciones.

¿En cuanto tiempo se obtienen resultados con la fisioterapia?

La fisioterapia es un proceso lento y en el que debes confiar. En función del tratamiento, el nivel de dolencia y, sobre todo, lo que se busca, los resultados llegarán antes o más tarde, pero seguro que los resultados llegarán y te permitirán disfrutar del día a día.





¿Necesitas un cuidador?

Categorías del blog

Últimas publicaciones

Encuentra un cuidador

Artículos relacionados

Enfermedades comunes en adultos mayores y cómo debemos tratarlas

Con el paso de los años, las personas mayores se vuelven más vulnerables y sufren cambios en sus cuerpos. Desde la elasticidad de la piel, la calidad de los huesos, hasta el funcionamiento cognitivo se puede ver afectado. Es por ello que debemos tener mucho cuidado y controlar todo para no sufrir enfermedades comunes en adultos mayores que afecten a la calidad de vida.